51diseño-papeleria

Impresoras para gafetes, ventajas y procesos

Contar con una impresoras para gafetes es una gran ventaja, ya que ésta permite la personalización de tarjetas de identificación, así como colocar acabados y codificaciones para una gran variedad de usos. Un ejemplo de su uso y aplicaciones son las tarjetas de empleados con cinta magnética o los gafetes para estudiantes con hologramas, entre otros.

Gafetes Plásticos

Las impresoras para gafetes se suelen utilizar con más frecuencia dentro de  las empresas y negocios para generar mayor seguridad y tener un control a través de dispositivos o lectores de acceso. En consecuencia, se tiene un constante registro de los empleados y visitantes.

Por otro lado, también sirven para eventos especiales como convenciones y exposiciones, aunque se requiera el gafete de identificación sólo por unas horas. Se suelen utilizar junto con un elástico, cordón o broche, los cuales sirven para tenerlos visibles todo el tiempo posible.  

Opciones para gafetes

Las opciones más utilizadas de las impresoras para gafetes para aplicar en estos plásticos son las siguientes:

Cinta magnética:

Dispositivo que tiene como función el almacenamiento de datos, los cuales son grabados en una banda plástica hecha con partículas finas de material metálico magnetizado.

Personalizado:

A estos gafetes se les colocan nombres y datos. Normalmente son datos, tanto de la organización como de la persona que porta la tarjeta.

Panel de escritura:

Es un espacio texturizado en la superficie del gafete, el cual permite al usuario escribir su información personal.

Número de folio: Ayuda a las organizaciones a llevar el control de sus gafetes, obteniendo así un registro en todo momento.

Formas de impresión de las impresoras para gafetes

La superficie plana y el material de las tarjetas plásticas, normalmente con tamaño estándar (8.55 cm x 5.4 cm), requieren diferentes tecnologías de impresión en comparación a las impresoras de papel tradicional. Estas impresoras para gafetes utilizan formas especiales para plasmar la tinta en las tarjetas. Gran parte de esto es gracias a una cinta, la cual es equivalente al cartucho de las impresoras de papel.

Dentro los procesos de impresión que se implementan en este tipo de impresoras, encontramos la impresión directa y la impresión de retransferencia.

Impresión directa

Se le conoce a esta tecnología como D2T2 (Dye Diffusion Thermal Transfer), la cual mezcla procesos de un único color de transferencia térmica y sublimación de tinta.

Sublimación de tinta

Aquí se utiliza una cinta que se compone por indicadores o paneles de colores con el formato de 4 tintas CMYK: myan, magenta, amarillo (yellow) y negro (black). La impresión se realiza en varias fases, con la cabecera de impresión calentando cada panel uno tras otro. Posteriormente, al solidificarse estas capas de color quedan plasmadas en la superficie de la tarjeta, y se superponen hasta obtener los colores deseados.

Transferencia térmica

Esta transferencia conlleva la aplicación de una capa de color a partir de un cinta de un solo color en la superficie lisa y plana de la tarjeta. Es posible este tipo de transferencia en gran parte por la cabecera o cabezal de impresión, pues cuando éste incrementa la temperatura, calienta las zonas a imprimir en la capa multicolor de la cinta antes de plasmarla en la tarjeta. Al finalizar, se le adhiere un barniz a la tarjeta para aumentar su durabilidad. 

Impresión de retransferencia

Este proceso de impresión, también conocido como transferencia inversa, es donde las impresoras para gafetes realizan dos fases:

  1. Se tiene impreso el diseño de la tarjeta de forma invertida en una película transparente. Luego se aplica la sublimación para el color, es decir, se aplican diferentes capas de color sucesivamente y la transferencia térmica es para el indicador negro.
  2. Al tener el diseño ya impreso en la película, éste se transfiere a la tarjeta que, de nuevo, lo invierte para obtener la orientación adecuada.

Ventajas de la impresión directa

Normalmente, este proceso de impresión tiene una buena calidad a un precio accesible. Además, es sencilla de manejar por utilizar una sola cinta de impresión y la suministración de sus consumibles es simple. Al mismo tiempo, se tiene la opción para personalizar las tarjetas pre-impresas, ya sea con fotos, códigos de barras o texto. Y, como última ventaja, tiene una velocidad de impresión más rápida.

Ventajas de la impresión de retransferencia

Se tiene la opción de imprimir en varios materiales de tarjeta, no solamente en las estándar. Además se consigue una impresión perfecta en los bordes del plástico. Cabe señalar que brinda un mayor periodo de vida útil a la tarjeta y también al cabezal o cabecera de las impresoras para gafetes.

Para saber qué tipo de impresión le conviene a tu negocio puedes conseguir asesoría con nosotros, ya sea por interés en un equipo de impresión o solamente en las tarjetas. Te ofrecemos un excelente y eficiente servicio para la creación de tarjetas plásticas.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *